Deliciosas!….Ideales para acompañar una ensalada, una sopa o un aperitivo.

Se preparan con anticipación y se guardan herméticamente para que se conserven crocantes y frescas.

  • 1 taza de germen de trigo
  • 1 taza de avena
  • 2 ½ tazas harina sin polvos (verde)
  • 1/3 taza de sésamo blanco
  • 1/3 taza de sésamo negro (reemplazar por dorado)
  • 1/3 taza semillas de amapolas
  • 1 taza de agua
  • 1/3 taza ml de aceite maravilla
  • ½ taza de parmesano
  • Una pizca de sal
  • Aceite de oliva para pincelar antes de hornear

* Reservar un poco de germen y sésamo para espolvorear cuando se estira la masa

  1. En un bowl mezclar todos los ingredientes  y añadir de a poco el agua, hasta obtener una masa homogénea
  2. Espolvorear el mesón con germen de trigo y sésamo, estirar la masa muy delgada, añadir más granos si se pega.
  3. Con la ruleta cortar en tiras los crackers de manera irregular, del tamaño a gusto.
  4. Poner las tiras en la lata del horno, pinceladas en aceite de oliva.
  5. Hornear a 180ª hasta que estén levemente doradas y enfriar en una rejilla.

Se guardan en una caja hermética para que duren varios días.